Colabora con Nosotros

Ayúdanos a mantener y mejorar este Blog, solo te pedimos que hagas clic en la publicidad.

Buscar en este blog

26 de abril de 2011

El vino invita al turismo

En 2010 el vino de Castilla-La Mancha ha recorrido mundo y ha logrado vender más que nunca fuera de nuestras fronteras, con Don Quijote como reclamo publicitario. Pero el mayor viñedo del mundo también quiere atraer al turista a casa, con el vino como anfitrión. Veinticuatro bodegas castellano-manchegas integran el Club de Calidad de Turismo Enológico, que participa con éxito en un nuevo producto adaptado a los nuevos tiempos: Escapadas Oh!

Vino y turismo pueden hacer un buen maridaje. De hecho, ya lo hacen. El denominado turismo enológico hace gala de un gran potencial de crecimiento en Castilla-La Mancha.Al Club de Calidad del Turismo Enológico pertenecen 24 de las más importantes bodegas de la región, entre ellas las toledanas Martúe (La Guardia), Finca Constanza González Byass (Otero), Bodegas y Viñedos Casa del Valle (Yepes), Finca Loranque (Bargas), Finca El Retamar (Sonseca) y Viñedos Cigarral Santa María (Toledo). Entre las últimas iniciativas está la de participar en el novedoso producto turístico “Escapadas Oh!”, alentado desde el Instituto de Turismo de Castilla-La Mancha y que ofrece viajes cortos por la región por precios que oscilan entre los 59 y los 239 euros.

Pero además de la cultura y la tradición que hay en el mundo enológico, el vino es en sí mismo un valor en alza como alimento a tomar de forma moderada. La Fundación Castilla-La Mancha Tierra de Viñedos quiere estrechar lazos entre bodegas y establecimientos hosteleros para promocionar los mejores caldos de la región y animar a los consumidores locales a beber nuestros caldos.

2010 no fue un mal año para el vino de Castilla-La Mancha, que no sólo incrementó sus exportaciones en cerca de un 17% sino que contribuyó a que el consumo en los hogares españoles creciera un 2’5%, rompiendo la tendencia a la baja de los últimos años.

Según el Observatorio del Mercado del Vino de España, el pasado año se bebieron en los hogares nacionales 454 millones de litros de vino (por valor de 1.118 millones de euros). Como dato interesante para comparar, basta decir que desde nuestra región se exportó vino en 2010 por valor de 418 millones de euros.
El consumo medio de vino por habitante en nuestra región es de 14 litros por persona y año, “una barbaridad de poco, dice Alipio Lara, director del IVICAM (Instituto de la Viña y el Vino de Castilla-La Mancha). Presumimos de tener el mayor viñedo del mundo y consumimos poco. Nos duele ver cómo mientras que la exportación de nuestro vino va muy bien, el consumo interno se va reduciendo”.

Para hacer que el vino sea “profeta en su tierra” la Fundación Castilla-La Mancha Tierra de Viñedos va a firmar un convenio de colaboración con la Federación de Hostelería de la región con el fin de impulsar la formación entre los profesionales del sector hostelero. “Formación y conocimiento son las dos palabras claves en el mundo del vino, asegura Alipio Lara. Tenemos que dar a conocer nuestros vinos a la sociedad y lo vamos a hacer buscando el apoyo de la hostelería. Ya hay profesionales formados, pero hay que ampliar la instrucción a todos los niveles. Se van a programar cursos que incluyan desde como elaborar una carta de vinos hasta como servirlo, pasando por la copa adecuada, el maridaje con los alimentos que se vayan a tomar (muy importante), etc.”.
La Fundación, presidida en funciones por José Luis Martínez Guijarro, quiere contar con la colaboración de Custo Zamarra, considerado entre los mejores sumilleres del país, para que sean quien imparta o dirija esta acción formativa, que se hará por provincias.
En este convenio también se impulsará la confección de cartas de vino específicas de Castilla-La Mancha, “aunque cada restaurante podrá tener las suyas propias, en función de su elección porque no serán cartas generalistas, pero se trata de que todos los establecimientos de la región puedan ofrecer a sus clientes una carta específica de nuestros vinos, que son muchos y buenos”.

VINOS MANCHEGOS POR EL MUNDO
Cerca de 800 millones de litros de vino de Castilla-La Mancha se vendieron en el mercado internacional, una cifra que supone un crecimiento de las exportaciones de cerca de un 16% en 2010.
Nunca como ahora el vino manchego ha viajado tanto y tan lejos. En China las exportaciones han aumentado en el último año un 298’6% (este país ha comprado 26 millones de litros de vino); más cerca, en Italia, las ventas han sido un 127% superiores a las de 2009; en México y Brasil se han incrementado más de un 70%, más de un 60% en Canadá y Japón...
Los caldos elaborados en la región se beben en los cinco continentes, aunque se mantienen como principales mercados Francia, Alemania, Rusia, Reino Unido, Portugal, Holanda, Italia, EEUU y Canadá.
No todas las provincias de la región han mantenido el mismo comportamiento exportador. Ciudad Real se consolida como líder en la producción y comercialización de vino, y de los más de 418 millones de euros facturados el año pasado en el exterior (datos aún no cerrados), cerca de 271 millones de euros corresponden a las bodegas y cooperativas ciudadrealeñas, que han aumentado sus ventas internacionales un 24%.
En el lado opuesto se ha situado Toledo, donde las exportaciones de vino han caído un 8’7%, con unas ventas próximas a los 60 millones de euros.

Información del contenido